En forma a los 40 consejos

Una vez que alcanzaste tus metas personales en el ámbito profesional, quieres a esta edad relajarte en otras actividades. Sin darse cuenta, dejas de lado la prioridad de tener un buen físico. Ahora que tienes 40 años, el ritmo de tu cuerpo no resulta ser el mismo que tenías en aquellas épocas de la juventud. Siendo notable en sí que las personas que ya llegan a esta edad suelen ser más vulnerables, resultando ser antiguamente realizar ejercicio. Debido a que podía ser un riesgo tanto para las articulaciones como para el corazón. Sin embargo, ¡no todo es cierto! Estudios han demostrado que no importa cuántos años tengas para tener un buen físico.

En forma a los 40 consejos

La estrecha relación de la edad con el cuerpo, se puede denotar desde 2 puntos de vista.

  • Instrumento de conservación: aquellas personas que dedicaron su vida al deporte, ahora mayores utilizan el ejercicio con esta finalidad. En base de mantener esas cualidades que tanto les contó.

  • Instrumento de superación: personas que utilizan los métodos de entrenamiento con el propósito de obtener beneficios. Técnica que será de utilidad debido a que, las disciplinas trabajan la movilidad articular y elasticidad muscular.

Ahora que has denotado las dos perspectivas e independientemente de cuál grupo pertenezcas es importante que tengas esto en cuenta.

Lista de consejos esenciales:

  1. Aprende: desarrolla los principios esenciales sobre el ejercicio y nutrición.

  2. Mantén el equilibrio: en vez de una dieta estresante, mejor come saludablemente y de manera balanceada.

  3. Ten paciencia: tu cuerpo ahora no tiene el mismo metabolismo de antes, por ello el progreso será lento. Sin embargo, si entrenas con constancia y calmadamente verás los resultados.

  4. Date la oportunidad de que te ayuden: procura evitar las lesiones buscando la ayuda de un profesional, con la finalidad de poderte evaluar. De ese modo, tu nivel físico y plan de ejercicio estarán bajo observación.

  5. Averigua qué te gusta: existen distintas actividades físicas que puedes realizar. Estas pueden ser: en un gimnasio, al aire libre, en tu casa, en grupo, entre otros.

  6. Mantén la fuerza: debe ser uno de tus objetivos más importantes, para ello incluye ejercicios de este tipo en tu entrenamiento.

  7. Haz estiramientos: la flexibilidad tiene un papel tan importante como la fuerza, debido a que realizándolos permitirás más movilidad a los músculos y articulaciones.

  8. No te rindas: en el primer día sentirás una gran presión en todo tu cuerpo, e incluso dolencias en los músculos. Sin embargo, eso no significa que te debas tirar la toalla.

  9. Pon de prioridad la hidratación: bebe uno o dos vasos completos de agua, pues recuerda que estás en un proceso en el cual el cuerpo necesita de energía purificante.

  10. Duerme bien: Mientras duermes el organismo descansa y se recupera lo gastando durante el día. De ese modo cuidarás tu cuerpo rindiendo al máximo al día siguiente gracias a un descanso reparador.

Es recomendable que pongas manos a la obra estos hábitos, de tal manera estarás desarrollando un gran potencial. Si crees que puedes llevar tu rendimiento equilibrado solo, está bien, si no, un entrenador es la mejor opción. A su vez, ellos te explicarán cuál es la forma correcta de realizar los ejercicios.

en forma a los 40

Otra razón por la que debes estar precavido es el ámbito de la comida, pues al llegar a los 40 años, es natural que comas menos. Debido a esta causa necesitarás de un suplemento, controlado por un especialista en esta área que te mantendrá sano. Dando a entender que, al visitando regularmente al doctor te mantendrá al tanto de tu itinerario nutricional.

Lista de algunas recomendaciones alimenticias:

  1. Comer manzanas y zanahorias que son ricas en antioxidantes, tomándolo diariamente como jugo.
  2. Comer muchas nueces, lograrás obtener una gran cantidad de vitaminas y minerales.
  3. Comer abundantes vegetales, proteínas de calidad y pocos carbohidratos
  4. Toma mucha agua
  5. Consuma poca sal, azúcar, alcohol y grasas.

¿Qué deseas hacer ahora? Es una pregunta directa realizada con el mayor interés. Resulta ser que lo que hagas ahora quedará siendo así durante toda la vida, donde escoger cómo quieres tu día a día se vuelve una decisión importante. Ya cuando los 40 años ahora parecen ser parte de ti, es donde eliges tener una vida pasiva o activa.

Desde una sugerencia personal, se te recomienda vivir de una manera saludable, estable y duradera.

Entradas que te pueden Interesar

Comparte en Tus Redes Sociales 🙂 Gracias !Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Tumblr
Tumblr
Share on LinkedIn
Linkedin